UDPM Y ADOMIS REPUDIAN COMUNICADO DEL MPL CON FALSA INFORMACIÓN...

La UDPM y ADOMIS, se dirigen a sus afiliados y adherentes a fin de replicar un engañoso y malicioso comunicado emitido por el Movimiento Político de Liberación (MPL) por el cual con información falsa pretende ensuciar y colocar a la misma altura de la que se encuentran ellos, a docentes militantes de ADOMIS y afiliados y representantes sindicales de la UDPM.

 

Con la falsa información distribuida por las redes sociales, estos inescrupulosos, pretenden justificar su accionar extorsivo y solo tendiente a seguir obteniendo prebendas que le permitan continuar con el uso indebido de licencias truchas y mal habidas.

 

Decir que el Profesor Enso Gómez no posee instrumento legal es una falacia absoluta, dado que el mismo se encuentra en uso de licencia gremial por Artículo 32º del Decreto 542/83, por pertenecer a la Comisión Directiva de la UDPM, sindicato con Personería 

Gremial otorgado por el M.T.y S.S. de la Nación, y único sindicato con derecho a la utilización de licencia gremial por ser el más representativo del sector y cuya vida interna es absolutamente fiscalizada por el órgano de aplicación competentes de jurisdicción nacional y de acuerdo a la Ley 23.551, toda su actividad profesional y personal se encuentra ajustada a derecho y la malicia en la información obedece pura y exclusivamente a pretender difamar a un dirigente docente del cual los integrantes del MPL deberían por lo menos imitar.

 

Pretender difamar a el Prof. Alberto Alegre por haber quedado titular de la Escuela Nº 749 de San Antonio, es desconocer absolutamente los antecedentes que rodean al caso, ya que el mismo accedió al beneficio en ejercicio de los derechos establecidos por la Resolución 633/08 y luego de haber estado 10 años al frente de dicha escuela y poseyendo título docente y antecedentes intachables tanto en lo profesional como en lo personal, cosa de las que muchos del movimiento político de liberación no lo pueden demostrar, ni siquiera insinuar.

 

En cuanto al Profesor Eduardo Medera, a cargo de la Secretaria Escolar de Eldorado, el mismo se encuentra en plena consonancia con lo establecido en la Ley VI Nº 47 (Antes Ley 3010) de Acumulación de cargos y funciones para el Personal Docente, por lo que vuelven a faltar a la verdad y demuestran su conducta difamatoria hacia personas de bien.

 

La conducta destructiva y maliciosa de estos personajes políticos, posee una intencionalidad manifiesta, que es la de confundir, difamar y extorsionar, para así poder seguir gozando de beneficio prebendarios y acomodándose ellos y sus punteros políticos, pretenden tirar hacia la UDPM –ADOMIS la mugre que ellos mismos generan y de la que son partes, pero existe una realidad que no tapan los medios de prensa amigos a estos sectores políticos que es el trabajo serio y responsable que llevamos adelante desde la UDPM-ADOMIS y que significaron importantes avances en el sector, brindando estabilidad laboral a más de 6000 docentes y promocionando los concursos de ascenso e ingreso, sin importar la procedencia político o sindical de quien se beneficiaría con ello, nuestro compromiso es con el sector docente y sus familias, es con la defensa irrestricta de la educación pública y sobre todo nuestro compromiso es con la ciudadanía misionera que son los que esperan un comportamiento de sus dirigentes que le permitan continuar en el camino de la inclusión y el respeto.

 

Ahora nos preguntamos, donde estuvieron estos pseudos dirigentes cuando había que sostener a los docentes suplentes y garantizar su continuidad al año siguiente como lo es ahora y desde que está esta conducción de UDPM-ADOMIS, o cuando los colegas vieron afectados sus derechos por fenómenos naturales como el tornado sufrido en San Vicente, San Pedro etc.., o cuando los colegas fueron afectados por las inundaciones, estos personajes de papel como lo son los del MPL desaparecieron no les interesa el bienestar de los colegas solo pretenden arreglar sus “asuntos” no le interesa el bienestar general solo lo particular.

 

En igual sentido se debe resaltar la gran “estafa” que cometen estos denunciólogos, al cobrar sus nada despreciables sueldos pese a trabajar solo la mitad de días de los que trabajan la gran mayoría de los docentes misioneros, dado que setenta días se pasaron sin prestar servicios, dejando sin posibilidad de acceder a la educación a sus alumnos, eso sí es una enorme ESTAFA al pueblo misionero.

 

Lejos de amedrentarnos con los improperios de los que somos objeto, queda absolutamente demostrado que nuestra labor incansable molesta a estos grupos políticos de cara a las postulaciones de cargos electivos en el año 2015, dado que no poseen nada para mostrar como logros y por ello solo utilizan el ataque para poder mantenerse en las cada vez más amarillas noticias.