75º ANIVERSARIO DE LA ESCUELA PROV. Nº 295 “DR. SÁBATO ESTEBAN ROMANO” (ALBA POSSE)

La Diputada Nacional Docente y sindicalista de UDPM, Stella Maris Leverberg acompañó a toda la comunidad educativa de la Escuela Provincial Nº 295 “Dr. Sábato Esteban Romano” de Alba Posse, en el 75º aniversario de la fundación de esta escuela tan emblemática para toda la comunidad.

 

El director Marcelo Bruenner agradeció a todos por el acompañamiento, relató lo histórico, y destacó la presencia de primeros alumnos y docentes, y de los legisladores nacionales por Misiones, Marilú Leverberg y Lito Redzuk.

 

Una veintena de escuelas vecinas estuvieron presentes con sus abanderados y escoltas, 

lo que expresa el cariño y respeto ganado en estos años de vida.

 

Nuevos objetivos, construcción de ciudadanía y patria, fueron los ejes que manifestó Leverberg en su exposición y entrega de la Declaración de Interés Nacional del Congreso. Las autoridades presentes descubrieron una placa recordatoria. El evento finalizó con un almuerzo compartido con todos los presentes, pioneros, intendente municipal y concejales presentes y la torta que se donó desde la Unión Docentes de la Provincia de Misiones para que sea compartida con todos los presentes.

 

Dicen los Fundamentos del Proyecto de Interés:

 

El próximo domingo 24 de agosto, la comunidad educativa de la Escuela Provincial Nº 295 “Dr. Sábato Esteban Romano ”, ubicada en la localidad de Alba Posse, más precisamente en el núcleo poblacional de nombre San Francisco de Asís en la provincia de Misiones, estará conmemorando setenta y cinco años de vida institucional, por tal motivo se darán cita este día alumnos, padres, docentes, directivos, comunidad en general y todos quienes han formado parte de la historia de esta entrañable Casa de Estudios a fin de rendirle un merecido homenaje en este 75º aniversario.

 

La institución educativa a la que pretendo homenajear está ubicada en una zona de ruralidad distante pocos kilómetros de la frontera con la República Federativa del Brasil. El municipio de Alba Posse se ubica en un recodo del Alto Rio Uruguay, a manera de península. El pueblo es la localidad históricamente más importante, la cual limita con la ciudad de Porto Mauá, Brasil. Además, forman parte del distrito los poblados de San Francisco de Asís, precisamente donde se sitúa la Escuela 295 y Barra Bonita; las picadas Chepoyá y 4 de Julio (ex Picada Macaco); y los parajes Barra Machado, Canal Torto, Colonia Acaraguá, Coronel Pringles (Tres Bocas), Depetris, El Barrerito, Las Abejas, La Uva, 9 de Julio y Victoria. Desde la década de 1930 Alba Posse fue el paso obligado de la mayoría de las familias que ingresaron a Misiones desde Brasil. Durante esos años, una significativa cantidad de productores rurales provenientes del vecino país dieron origen a diversos parajes y colonias, en un aluvión inmigratorio suscitado por causas eminentemente políticas: el gobierno nacionalista del entonces presidente brasileño, Getúlio Dornelles Vargas, se sentía muy disgustado por la presencia de ciudadanos que no utilizaban el idioma portugués en su comunicación diaria, como los colonos alemanes del Sur, siendo esta una de las principales razones de persecuciones y posteriores arribos de inmigrantes germanos a la costa argentina.

 

Fueron precisamente estos primeros colonos provenientes de distintos puntos, los que un momento dado comenzaron a agruparse y junto a educadores que abrazaron la profesión en instancias quizás no tan prósperas como las de hoy comenzaron dar vida a instituciones educativas como la que hoy pretendo homenajear; hijos y nietos de aquellos pioneros han dado sentido a lo largo de estos 75 años a la Escuela Nº 295.

 

Señor Presidente, la educación en la zona de frontera ha constituido siempre un espacio particular de interacción entre lo educativo y lo lingüístico en sus distintas dimensiones, cuando la misma se desarrolla en un ámbito de ruralidad o en poblados pequeños como el que de San Francisco de Asís, se produce que la escuela se transforme no solo en un lugar de adquisición de saberes, sino también en el espacio donde convive toda una comunidad, donde se dan cita para las reuniones o eventos más importantes de la comuna. La provincia de Misiones posee la mayor parte de los límites de su territorio lindante con países extranjeros, en este espacio las costumbres, el idioma, lo cultural trasciende las fronteras políticas, no es raro escuchar a los alumnos hablando un “portuñol” o reproduciendo dichos y canticos en portugués; es en este ámbito donde la escuela 295 y otras tantas de nuestra provincia se han ido desarrollando, echando raíces y conmemorando hoy setenta y cinco años de existencia institucional.

 

La Escuela Nº 295, una Escuela Pública, inclusiva y de calidad, donde sus docentes y directivos han transmitido valores a generaciones de Misioneros/as, es a esta escuela a la que hoy rendimos homenaje. A los docentes actuales y a los que dieron inicio hace 75 años a esta institución educativa. A todos quienes acompañan a diario las actividades y nunca dejan de colaborar, a los padres, alumnos y todos los que sienten y creen que el mejor lugar para nuestros niños y niñas es la Escuela, a ellos también va este reconocimiento.

 

Por los motivos expuestos, por lo trascendental de esta fecha y la importancia que reviste esta institución educativa y su cuerpo docente en la comunidad local es que solicito a mis pares su acompañamiento en la presente iniciativa.